Para evitar una multa, Google argumenta que la gente usa Bing para buscarles a ellos, y no le falta razón. Mountain View asegura que “Google” es la palabra más buscada por quienes utilizan el buscador Bing de Microsoft. Es parte de una estrategia para evitar una multa millonaria en Europa.

 

Google y sus servicios son sin duda los más usados del mundo, esto no es ninguna novedad. La compañía ofrece un catálogo muy amplio de productos y servicios, pero su plato estrella sigue siendo el buscador Google. Su popularidad es tal que “Google” es el término más buscado por los usuarios de Bing, según Google, por supuesto.

Lo que Google menciona no es descabellado, claramente. Sin embargo, la empresa no lo ha hecho solamente para mofarse de su rival, sino como parte de una estrategia legal. Según Bloomberg, el plan de los californianos es utilizar este tipo de datos para evadir el pago de una multa millonaria en Europa.

 

Básicamente, Google quiere demostrar que el castigo por abuso de posición dominante que le aplicó la Comisión Europea no es justo. Por ello asegura que los usuarios no son obligados a utilizar sus productos, sino que los buscan bajo su propia iniciativa, incluso teniendo alternativas rivales a disposición.

Según una recopilación estadística de ahrefs, “Google” es efectivamente el término más ingresado a nivel global en Bing, con 40,96 millones de búsquedas mensuales. Dicha cifra representa el 13,2% de todo el volumen de búsquedas, explican. En el segundo lugar del ranking aparece YouTube, con 35,28 millones.

 

Como he comentado al inicio del post, al mostrar la injerencia de sus productos en las búsquedas de Bing, Google pretende mostrar que el público los usa por opción, no por imposición. Así intenta librarse de pagar una multa superior a los 4 mil millones de euros que le impuso la Comisión Europea en 2018 por abuso de posición dominante.

 

Google recurrió el castigo en el pasado, pero se encuentran permanentemente bajo la lupa de los reguladores. A mediados de este año, por ejemplo, la Unión Europea anunció que investigaría a la empresa por supuesto monopolio en el mercado publicitario. Mientras que recientemente comenzaron averiguaciones relacionadas al uso del Asistente de Google.

Ya veremos si las estadísticas de Bing le permiten a Google evitar el pago de la multa. Seguramente en Microsoft están poco complacidos con que su buscador sea usado como carnada para facilitarle la vida a un rival directo.